Cómo pasear a mi perro sin tirones de la correa

Casi todos los perro tiraron alguna vez de la correa. Están exaltados y felices de salir. Pero sin dudas este es un hábito que resulta cansador para los propietarios, puede resultar riesgoso cuando el perro tiene demasiada fuerza y hasta dañino para él mismo.

Por lo que les vamos a compartir diferentes estrategias para poder tener un paseo sin tirones de la correa.

Elección de los elementos del paseo

¿Collar o pretal?

Para perros que tiran de la correa, el collar no es el mejor aliado hasta que se termine el entrenamiento. En la zona del cuello se encuentran grandes venas, arterias y nervios que al ser comprimidos por excesiva presión, pueden resultar dañados. Por este mismo motivo, desmotivamos el uso de collar de ahorque, ya que actúa mediante presión y dolor.

Proponemos como alternativa una diversa variedad de pretales. Siempre cerciorarse que tengan buena sujeción al tórax, que nos sea posible que se salgan o rompan. Prestar atención a la libertad de las patas delanteras y que no creen fricción en la axila. Los encuentran con enganche en la espalda o en el pecho (también llamado arnés anti tirones).

Si por algún motivo no es posible el uso de pretal, elegir un collar con superficie ancha para que la presión se pueda distribuir uniformemente.

También recordamos la importancia del uso de chapita con datos de identificación, ya sea en collar o pretal, al salir de casa.

Correas

Lo más común es poseer correas cortas, de no más de 1 metro. Sin embargo, esta le deja al perro muy poco margen para explorar. Obligándolo a tirar de la correa para olfatear e investigar. 

Recomendamos el uso de una correa de 5 o hasta 10 metros para ofrecer libertad para caminar y olfatear. Veredas amplias con poca circulación de peatones son un buen lugar para correas de hasta 5 metros. Mientras que las correas de hasta 10mts son ideales para pasear a tu perro en plazas o parques.

Muchos perros, con solo el hecho de ofrecerles más longitud de correa se relajan y caminan tranquilos. 

No recomendamos el uso de correas extensibles. Éstas fomentan el tironeo ya que jalando, logran el objetivo de moverse o acercarse hacia donde desean. Por último, porque no tenemos la posibilidad de acercar al perro hacia nosotros en caso de necesitarlo.

shutterstock_1072999274-2048x1367

Ejercicios

Como siempre les contamos, el método de entrenamiento canino que recomendamos es el refuerzo positivo. Entonces, para lograr con éxito los siguientes ejercicios, es fundamental que cuentes con premios muy apetitosos como los Mon Ami Trainee. Estos son tus aliados para el paseo y recomendamos siempre llevarlos en el bolsillo.

Antes de salir de casa

Evitá usar frases como: “Vamos a pasear?!” o similares que lo exciten incluso antes de salir de casa. Salir calmado por la puerta ya es un gran comienzo para un paseo tranquilo. 

Si al colocarle el pretal y correa se pone muy ansioso, podes colocárselo un rato antes de salir y esperar a que se relaje.

Paseos al aire libre

Ejercicio 1: Cuando comience a tirar de la correa, dejá de caminar. Mantenete inmóvil a pesar de sus intentos de seguir avanzando. Al dejar de tirar, llamalo con voz muy alegre y al acercarse a vos, prémialo con un Mon Ami Trainee. Podes ofrecer varios pedacitos pequeños mientras mantiene su atención en vos antes de volver a caminar.

Ejercicio 2: Cuando comience a tirar de la correa, detenete y comenzá a caminar en sentido contrario.

Ejercicio 3: Por más que no se encuentre tirando de la correa, practicá llamarlo para lograr su atención y que se acerque a vos. Felicitalo con voz muy alegre y dale un premio como un snack y mimos. Este ejercicio, sobre atención hacia tu llamado, es fundamental para los modales en la calle. 

Todos estos ejercicios buscan que tu perro asocie tirar de la correa como una manera ineficiente de llegar a donde desea. 

Las primeras veces que practiques los ejercicios, te recomendamos pasear por lugares tranquilos. Las distracciones hacen que a tu perro le cueste concentrarse. Entonces siempre que le enseñes algo nuevo, que sea en un ambiente relajado.

Es importante deconstruir el mito de que nuestro perro necesita caminar a nuestro lado como un soldado. No hay ningún daño en que camine adelante nuestro. El olfateo e interacción con el entorno es una parte fundamental que enriquece el paseo y logra los objetivos reales de esta actividad: esparcimiento físico y mental.

¡Que se diviertan!

paseo sin tirones de la correa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contactanos

¿en qué podemos ayudarle?

Suscribite

para recibir más noticias de interés

@monamimascotas
/monamimascotas
www.monami.com.ar
+54 9 11 36336448